martes, 7 de agosto de 2012

51 (Fifty-One)

Fifty-one. Cincuenta y uno. Cinquanta-ú. Cincuenta e un. Berrogeita hamaika. Einundfünfzing. 52-1. Todo son sinónimos que nos llevan al mismo número, el 51. Si tenemos en cuenta otro número que ha salido esta temporada y alguna conversa del capitulo anterior, podemos deducir que se trata del 51.º cumpleaños de Walter. Todo empezó hace justo un año, con el 50.º cumpleaños, aunque para nosotros ya han pasado más de 5 años desde que empezó la serie. En aquél entonces la serie ya apuntaba maneras, pero no era ni de lejos la obra maestra que estamos disfrutando ahora. ¿Habrá sido igual de bueno este 5x04?

¡¡ATENCIÓN, SPOILERS DEL 5x04 - Fifty-One!!

Empezamos en el taller. Walter recibe su coche tras unas reparaciones (para variar), pero se lo ofrece al mecánico por $50. ¿El motivo? El sombrero de Heisenberg anima a Walt a comprar dos cochazos, un Chrysler 300 para él y un Dodge Challenger para Junior, en un acto de rebeldía y liberación. Heisenberg está desatado. Todo esto al ritmo del rugido de los motores y de una música más típica de la saga Fast & Furious. La cara de felicidad de ambos es digna de mención y la escena es de lo más WTF?, algo que viene a demostrar que los guionistas a veces se fuman algo cuando tienen que escribir el principio del episodio. Cabecera.


En este capítulo volvemos a ver a Lydia, la subministradora de metilamina, quien recibe la visita de la DEA. Ella acaba delatando al de seguridad, que es quien la ayuda a transportar el barril. Ante la pérdida, ella llama a Mike, quien le asegura que no hablará y que tendrá a un nuevo ayudante. El nuevo ayudante es, obviamente, nuestro Jesse Pinkman. Al coger el barril con el toro, descubren que tiene un localizador, presuntamente plantado por la DEA. Y digo presuntamente porque es Lydia la que ha plantado ese dispositivo falso con tal de que piensen que la DEA los investiga, no obtener más metilamina de allí y así ella sale de la operación. Mike a favor de matarla y Jesse en contra, acaban preguntando a Walt por qué deberían hacer, al cual sólo le preocupa que "nada pare el tren".


Hacemos un breve paso por comisaría, donde Hank sigue dándole vueltas a la investigación cuando le ofrecen el puesto de jefe de la DEA en Albuquerque, algo que acepta pese a que no podrá investigar a Heisenberg en profundidad.

Pero ahora volvamos al hogar de los White, situación de gran parte del capítulo. Allí Walt y Skyler están preparándose para ir a dormir cuando salen dos temas. El primero es la "deuda" de $600.000 que tienen por el dinero que le dieron a Beneke, y el segundo es la idea de Skyler de llevar a sus hijos a un internado. Nos transportamos al día siguiente, con el desayuno de turno y la tradición de escribir la edad del cumpleañero con bacon acompañanado la seriedad y mala leche de Skyler que sigue tan ausente como en los 3 capítulos anteriores (de momento). Al volver de cocinar meth, Walt se espera un fiesta sorpresa, pero todo está tranquilo y sólo vendran Hank y Marie a cenar. Marie acaba contándole por encima el secreto de Skyler a Hank, algo que será el detonante de la gran escena del dormitorio.


Después de cenar, Walt empieza a pensar en el pasado, en todo este año en que ha pasado de todo. Sobretodo empieza a pensar en las primeras sesiones de quimioterapia, con Skyler cuidándolo y preocupándose por él cuando estaba peor. Skyler, pensativa, acaba tirándose a la piscina con ropa y Walter la rescata. Así despertamos a la Skyler más extremista y alocada que recordamos, que tiene la idea de alejar a sus hijos de casa, algo que le hace llegar a Walt a través de Marie y que él acepta. De esta manera llegamos al gran momento. Skyler, asustada (como toda la temporada), no puede hacer más que alejar a Junior y Holly del hogar de los White, un hogar donde matar, cocinar drogas y blanquear dinero es válido si se hace por el bien familiar. Por mucho que él se empeñe en afirmar que no hay peligro, lo hay, y es él mismo. Skyler intenta vatir a Heisenberg en un juego mental pero todos los planes de Skyler tienen pegas, son malos planes, pero válidos para ella si alejan a sus hijos de allí y de Heisenberg. De este modo, lo único que ella puede hacer ahora es esperar. Esperar que el cáncer vuelva y se lleve a Walter con él. Entonces acabará todo. 

"- Wait for what?. - For the cancer to come back."

La escena del dormitorio, personalmente, es una de las mejores escenas de toda la serie. La situación es una derrota y una victoria para Skyler. Cada segundo que Junior y Holly están lejos, a Sky le sabe a gloria, pero no va a durar para siempre y ellos van a querer volver y vivir en su hogar. Ha sido una explicita declaración de muerte hacia nuestro Walt y que cambia radicalmente la relación que van a tener a partir de ahora. Ésto es la guerra y hay dos bandos

Acabamos la review con el reloj que le regalan a Walt. Se lo regala Jesse, aquél que hace apenas unas semanas le quería muerto con una pistola apuntándole entre ceja y ceja. Aquél que ha cambiado de opinión y le aprecia. Lo mismo que Walt piensa que hará ella. En la última escena tenemos la cuenta atrás del reloj, la cuenta atrás para el final del capítulo, la cuenta atrás para el final de la serie, la cuenta atrás que ha empezado para que estalle la bomba. ¿Qué bomba? Cualquier tipo de bomba que invente Gilligan, pero está claro que la guerra va a acabar mal para cualquiera de los dos bandos y tengo el presentimiento que va a ser el lado de Skyler el que va a acabar derrotado.


Poco hemos tenido sobre la droga y no nos ha sabido a mucho, pero la trama familiar lo ha compensado y con creces. Seguramente es la vez que más he disfrutado con una trama alrededor de la familia White, la cuál ha llegado a su punto álgido de degradación. No se han atrevido a enfrentar a Jesse y Walter, pero sí que lo han hecho con Walt y Skyler y ha merecido totalmente la pena. Parece que se le va enredando todo a Heisenberg, igual que en cada temporada, pero a lo grande. Los primeros capítulos de cada temporada son de preparación y nos acaban llevando a un épico desenlace. Éste último desenlace promete ser apoteósico si nos dejamos guiar por los cuatro capítulos que han iniciado esta temporada. Que así sea.

¡Gracias por leer esta review! Podéis comentar sobre el capítulo aquí abajo, igual que siempre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada